El mejor ramen de Tokio, según la Guía Michelin, cuesta cerca de 2000 yenes, que son unos 15 euros, al cambio.

Instagram: @tsutasingapore
Instagram: @tsutasingapore

Tsuta es el restaurante del chef Yuki Onishi abierto en el distrito de Sugamo. El local es pequeñito, apenas son 9 asientos en la barra con la cocina delante, por lo que es imprescindible reservar.

Instagram: @tsutasingapore
Instagram: @tsutasingapore

 

RESERVA

No llames, ni escribas un email: madruga. Abren a las 7 de la mañana, a partir de esa hora ya se puede reservar para un turno entre el primer servicio que inicia a las 11, hasta el último que es a las 15 horas. Además, se aseguran bien que no faltes o llegues tarde, lleva contigo 1000 yenes en efectivo como garantía que luego te devuelven. Parece complicado pero es muy simple.

Después de sacar turno, tienes algún tiempo para pasear por Sugamo, un lugar donde hay muchos comercios, venden ropa, comida, pasteles de arroz y hay muchos abuelitos. Es un buen plan.

 

EN LA MESA

El significado de comer ramen en Japón es sinónimo de comer deprisa, se sirve muy caliente para que los fideos mantengan su textura y no absorban caldo. Ya sabes, cuando te lo traigan a la mesa, toma un par de fotos y come.

Para pedir tu plato, aquí no hay camareros, recurres a una máquina expendedora de tiques para elegir el ramen que más te apetezca.

 

Instagram: @tsutasingapore
Instagram: @tsutasingapore

 

LOS 3 RAMEN

La guía Michelin recomienda los tres ramen del chef Onishi. El shoyu soba es la especialidad. Su secreto es el aroma a trufa negra, la salsa de soja cruda envejecida por dos años y el dashi de mariscos o ternera. Su sabor es suave y el poder del caldo también lo dan los fideos hechos artesanalmente. Son una explosión de sabor umami.

Otros platos interesantes: la sopa triple, que combina los sabores de pollo, almejas y mariscos deshidratados; y el shio soba, que con el aceite de trufa blanca, es una experiencia nueva en la paleta de sabores.

Instagram: @tsutasingapore
Instagram: @tsutasingapore